¿Cómo ahorrar energía en el cuidado de la ropa?

  • DIFICULTAD: BAJO TIEMPO EJECUCIÓN: 0 HORAS PUBLICACIÓN: 14 JULIO 2009
  • 4728

El cuidado de la ropa es, sin lugar a dudas, otra infatigable tarea en el hogar. Cual más, cual menos, los diferentes artefactos que ocupamos y que intervienen en las distintas etapas del cuidado de nuestra ropa, representan una importante fuente de consumo de energía. Pero con un poco de organización, usted puede evitar gastos innecesarios.

Proyectos relacionados

Paso a Paso

Antes de comenzar

Por lo general, son tres los artefactos domésticos más utilizados en el cuidado de la ropa de un hogar: la lavadora de ropa, la plancha y la secadora de ropa. Aquí le entregamos simples consejos, pero no menos importantes, al momento de optimizar la energía del hogar. A fi nal del mes lo agradecerá.

Lavadora           Plancha                      Secadora
1

Lavadora de ropa


Todas las habitaciones de la casa dan trabajo a la lavadora. Es por eso que hoy está presente en la mayoría de los hogares, realizando su trabajo casi sin descanso. Cualquier esfuerzo por racionalizar su consumo de energía es importante.
• Recomendamos no utilizar la lavadora para lavar pocas prendas. Se debe averiguar su capacidad de lavado y utilizarla al máximo en cada lavado, evitando sobrecargarla. Si hace funcionar un mismo programa con poca ropa, se utilizará la misma cantidad de energía que en su capacidad máxima.
• Es preferible acumular algo de ropa sucia, seleccionarla y programar su lavado, de modo de minimizar el número de sesiones por semana.

Una lavadora de bajo consumo ahorra hasta un 70% de agua y un 24% de energía, siempre que sea utilizada a plena carga y con programas económicos.
• En general, los detergentes actuales permiten utilizar agua fría o templada para eliminar casi todas las manchas. Debe utilizar esa temperatura siempre que sea posible y dejar el agua caliente para casos muy excepcionales.
• No se debe usar detergente en exceso, pues podría necesitar volver a enjuagar la ropa.

RECOMENDACIÓN

El filtro de la máquina debe ser limpiado frecuentemente.

2

Secadora de ropa


En invierno y en días húmedos, su secadora es insustituible. Pero en días soleados o cálidos, se debe restringir su uso: recomendamos que prefiera la luz solar y la ventilación natural.
• Evitar secar ropa con exceso de agua. La ropa a secar debe haber completado el ciclo de eliminación de agua en la lavadora.
 • Averiguar la capacidad de carga indicada por el fabricante de su secadora. Así se evita secar menos de lo indicado.
• Averiguar la velocidad de centrifugado que tiene su máquina. A mayor velocidad, menor consumo. Para ahorrar energía al utilizar la secadora es conveniente que centrifugue a más de 800 revoluciones por minuto.
• Si centrifuga a 1.200 rpm, se reduce el consumo de la secadora en un 20%.
  • Las telas "wash and wear" se cuelgan con toda el agua y no necesitan planchado una vez secas. Antes de lavar y secar, debe verificar en la etiqueta la calidad de la tela.
• No es necesario secar al máximo las prendas que vayan a plancharse. Si las deja totalmente secas, se dificultará el planchado.


RECOMENDACIÓN

Se debe mantener libre de pelusas y suciedad el filtro de la secadora.

3

Plancha


No secar ropa con la plancha, ya que la humedad enfriará rápidamente la plancha, consumiendo más energía para recuperar el calor.
• No planchar en pequeñas cantidades, ni a diario, ya que esto requiere mayor consumo de electricidad. Se plancha ojalá una vez por semana en jornadas ininterrumpidas.

• Preparar la ropa antes de conectar la plancha, separándola de acuerdo al tipo de tela. Se empieza por la ropa que requiera menos temperatura y se termina con la que necesite más calor.
• Poco antes de finalizar, cuando la plancha esté en su máxima temperatura, se debe desconectar, a fin de aprovechar la energía acumulada sin interrumpir su labor.

Comentarios al Proyecto

Comentarios (0)